Requisitos para casarse por la iglesia

¿Cuales son los requisitos y tramites para casarse por la iglesia?

Al momento de formalizar la unión de dos individuos de manera matrimonial, la mejor, más alegre y popular manera de hacerlo es mediante un casamiento por la iglesia, sin embargo, existen ciertos requisitos para casarse por la iglesia.

Contraer matrimonio por la iglesia indica que los dos individuos que desean unificar sus vidas se encuentran dispuestos a llevar a cabo esta unión en frente de Dios, y que de esta manera prometen dar todo de sí para crear una relación duradera.

Los individuos que contraen matrimonio por medio de la iglesia se comprometen a que su relación estará por siempre basada en el respeto, la comunicación de cualquier inconveniente o incomodidad así como también la tolerancia.

El significado del matrimonio por medio de la iglesia

Al contraer matrimonio en la iglesia, ambas partes prometen ante Dios lealtad y amor entre sí a lo largo de todo su período de vida, este compromiso no debe ser roto jamás, aún en las más difíciles situaciones y crisis, debe mantenerse la lealtad.

Es por ello que a pesar de todas las adversidades y situaciones complicadas que se presenten, bien en la salud plena como en la enfermedad será de absoluta importancia que ambos individuos se mantengan siendo fieles el uno al otro.

Es por ello que resulta sumamente necesario que al momento de que se contraiga matrimonio entre los individuos ambos posean la madurez necesaria para que puedan conducir de manera apropiada su matrimonio.

Sin embargo, no es ningún secreto que mantener una unión matrimonial durante tanto tiempo es un auténtico desafío, se requiere de verdadera tolerancia, paciencia y amor para poder mantener viva una relación de por vida.

Otro aspecto que resulta sumamente importante conocer con respecto a una unión matrimonial que se realice por la iglesia, es el hecho de que este es un acto que solo puede realizarse una vez de por vida, no es posible casarse dos veces por la iglesia.

Los requisitos solicitados para poder ser capaz de llevar a cabo una unión de carácter matrimonial por medio de la iglesia

Los documentos que piden para que pueda llevarse a cabo un matrimonio por medio de la iglesia varía dependiendo de cada localidad, aunque en realidad, las variaciones en los documentos requeridos no son demasiadas.

La principal documentación requerida suelen ser el acta del bautismo emitida por la zona pastoral y autenticada eclesiásticamente junto a una partida de confirmación, su registro civil de nacimiento, una fotocopia de su carnet de identidad.

Entre el resto de los papeles para el matrimonio por la iglesia se encuentran el acta de nacimiento del individuo, una fotografía la cual haya sido tomada recientemente así como un certificado de que se ha tomado un curso premarital.

También será necesario que se presenten dos testigos, uno por cada una de las partes que conformarán el matrimonio, pueden ser hermanos, primos, padres, amigos, entre otros, cualquier individuo de confianza que desee contribuir con el matrimonio.

Además se requerirá que cada uno de los individuos presente dos fotografías de tamaño documento, requeridas para los papeles de certificación, es remarcable el hecho de que, evidentemente, cada documento debe ser presentado por los dos individuos.

Documentos que necesitan ser presentados en caso de que la unión matrimonial por medio de la iglesia se lleve a cabo bajo alguna condición especial.

Si uno de los individuos que contraerá matrimonio por medio de la iglesia posee el estado civil de viudo o viuda, uno de los documentos que piden para poder llevar a cabo la unión matrimonial es el certificado de deceso de la pareja anterior.

Si previamente alguna de las partes del matrimonio se ha visto en una unión matrimonial sacramental se requerirá presentar la certificación de la sentencia de anulación de dicha relación que haya sido emitida por un tribunal eclesiástico.

Si ambos individuos poseen un matrimonio llevado a cabo por el ámbito civil, se requerirá una copia legible del certificado de unión matrimonial emitido por el registro de la localidad donde se contraiga matrimonio.

Si uno de los individuos ha formado parte de un matrimonio de carácter civil que ha terminado, será necesario que se presente un certificado de comprobación de que esa unión civil ha concluido y es posible para el individuo casarse nuevamente.

Si ambas partes se encuentran viviendo en una situación de unión libre y poseen hijos en común es necesario presentar la certificación del bautismo en caso de que se encuentren bautizados y presentar el registro civil.

Algunos aspectos importantes a considerar antes de iniciar un matrimonio por medio de la iglesia.

Es necesario que los trámites se inicien con un período de anticipación de unos dos meses, todos estos deben realizarse en una misma parroquia, posterior a eso es necesario solicitar una cita con el párroco para presentar la documentación.

Si los planes son contraer matrimonio en una localidad distinta a la cual se reside, es algo necesario notificar al párroco para que les otorgue la debida licencia para poder contraer matrimonio en otra parroquia distinta.

Las condiciones para que la boda se lleve a cabo apropiadamente deben cumplirse al pie de la letra, en caso contrario, es algo muy seguro que se presentarán complicaciones relacionadas con los documentos.

Responsabilidades y deberes que surgen junto con el matrimonio.

Los individuos que contraigan matrimonio también adquieren la responsabilidad y el deber del respeto, el apoyo mutuo y de actuar en beneficio de la familia, tanto el esposo como la esposa poseerán iguales deberes y derechos.

Los deberes hogareños, la situación económica y las responsabilidades serán compartidas por ambos individuos, cualquiera de los individuos que formen parte de relación necesitan dirigir sus acciones al bienestar de la relación y de ambos individuos.

Los pasos para llevar a cabo una unión matrimonial exitosa son principalmente el respeto y la asistencia mutua entre ambos individuos, si bien es cierto que no es sencillo mantener un matrimonio, pero si ambos individuos ponen de su parte, puede resultar una unión muy duradera.

 

 

 

Deja un comentario